Guía de Práctica Clínica para el Manejo de Pacientes con Insomnio en Atención Primaria.

V. resumida | Info. pacientes | Consulta rápida

  1. Introducción
  2. Alcance y objetivos
  3. Metodología
  4. Epidemiología del insomnio
  5. Conceptos, definición, características clínicas y clasificaciones
  6. Diagnóstico del insomnio
  7. Tratamiento del insomnio
  8. Información al paciente y adherencia al tratamiento
  9. Papel de enfermería
  10. Estrategias diagnósticas y terapeúticas
  11. Difusión e implementación
  12. Recomendaciones de investigación futura
  13. Bibliografía

Abre nueva ventana: Apartado 08 en versión pdf
Descargar GPC sobre Insomnio (1,99Mb)

8. Información al paciente y adherencia al tratamiento

Preguntas para responder:

  • ¿Cuál es la información básica que se debe proporcionar a los pacientes con insomnio?
  • ¿Cómo se puede conseguir un mejor cumplimiento/adherencia en el tratamiento del insomnio?

En el proceso de la adherencia al tratamiento de un paciente influyen numerosos comportamientos relacionados con la salud que con frecuencia actúan como barreras que la dificultan. Las barreras más destacables pueden provenir de factores sociales y económicos; del equipo o sistema de asistencia sanitaria; de las características de una enfermedad en concreto; de los tratamientos; y de los factores relacionados con el paciente193,194.

En el caso del insomnio, y al igual que con otros problemas de salud, para que el paciente forme parte activa del proceso de adherencia es importante tener en cuenta sus experiencias, preferencias y expectativas con respecto a las decisiones terapéuticas que se van a tomar193. Tras un diagnóstico de insomnio primario se deben suceder varias acciones:

Es importante devolver toda la información al paciente, incluyendo información general sobre el insomnio y las intervenciones efectivas de tratamiento que existen actualmente. La información al paciente, forma parte del manejo integral del insomnio en el nivel de AP193.

Opinión de
expertos 4

2º. Determinar si un paciente es mejor candidato o tiene mayor preferencia para una intervención psicológica o una farmacológica. Es decir, determinar el grado de compromiso y motivación que tiene el paciente para llevar a cabo un abordaje psicológico, teniendo en cuenta que este tipo de tratamientos implica llevar a cabo cambios en sus rutinas o hábitos de vida diarios y que deben mantenerse en el tiempo.

Un determinante importante de la adherencia a las intervenciones conductuales y de TCC, para el tratamiento del insomnio, es la percepción de la auto-eficacia (término referido a las creencias en las capacidades individuales para organizar y ejecutar las acciones requeridas para producir un resultado estimado). A pesar de la inconveniencia que provoca el insomnio, es necesario, al menos inicialmente, compromiso y motivación para llevar a cabo las recomendaciones clínicas del profesional sanitario (higiene del sueño, control de estímulos, restricción del tiempo en cama, relajación). Algunos pacientes muestran escasa confianza en su habilidad para mantener los cambios prescritos, y otros directamente no aceptan iniciar el tratamiento conductual a causa de una baja auto-eficacia. Está demostrado cómo se relaciona la percepción de la auto-eficacia con la adherencia a largo plazo del tratamiento, comportándose la primera como un predictor importante de esta última195.

Serie de casos
3

3º. Tener en cuenta y trasmitir al paciente las barreras más frecuentes que se pueden presentar con el cumplimiento de las intervenciones psicológicas196, como:

  1. - Se requiere una inversión importante de tiempo y esfuerzo.
    - Molestias derivadas de la dificultad de integrar nuevos patrones de comportamiento en los hábitos de vida de los pacientes, como tener que mantener los mismos horarios de sueño todos los días, independientemente de fines de semana y vacaciones, y que pueden implicar o afectar al resto de la familia.
    - Aburrimiento e incomodidad asociados a intervenciones concretas como el hecho de levantarse de la cama por las noches hasta que se vuelva a tener sueño en el caso de la restricción del tiempo en cama.
    - Inconvenientes derivados del hecho de tener que eliminar determinados hábitos de consumo de sustancias, como tabaco y alcohol.
Serie de casos
3

4º. Considerar la asociación existente entre los resultados positivos de las intervenciones psicológicas y la propia adherencia a las mismas. En un estudio se valoraron estrategias para evaluar la adherencia a la terapia de restricción del sueño. Los resultados sugieren que la consistencia de un horario fijo del sueño recomendado en esta terapia puede ser más terapéutica que la reducción del tiempo en cama. Sin embargo, no se puede establecer una relación causal directa entre los resultados positivos y el seguimiento reflejado en el diario de sueño (adherencia), ya que la propia efectividad del tratamiento podría estar causando mayor adherencia post-tratamiento, o bien una buena adherencia podría causar mejores resultados197.

Serie de casos
3

La información dirigida al paciente y familiares, se presenta en el Anexo 11: “Aprendiendo a conocer y manejar el insomnio”, como ayuda para el manejo integral del insomnio, por parte de los profesionales de Atención Primaria.

 

Evidencias sobre información al paciente y adherencia al tratamiento en el insomnio

4 La información al paciente con insomnio, incluyendo información general sobre el problema y las intervenciones efectivas de tratamiento que existen actualmente, forma parte del manejo integral del insomnio en el nivel de AP193.
4 Las experiencias, preferencias y expectativas de los pacientes con insomnio, con respecto a las decisiones terapéuticas, son importantes para mejorar la adherencia al tratamiento193.
3 Un determinante importante de la adherencia a las intervenciones conductuales y de TCC es la percepción de la autoeficacia (creencias en las capacidades individuales para producir un acción determinada) por parte del paciente195.
3 Las barreras más frecuentes que pueden presentarse con el cumplimiento de las intervenciones psicológicas son: inversión importante de tiempo y esfuerzo, aburrimiento, incomodidad y dificultad al integrar nuevos patrones de comportamiento en los hábitos de vida, e inconvenientes por tener que eliminar determinados consumos de sustancias196.
3 Parece existir asociación entre los resultados positivos de las intervenciones psicológicas y la propia adherencia a las mismas197.

Recomendaciones sobre información al paciente y adherencia al tratamiento para el insomnio

D, √ Se recomienda proporcionar información al paciente con insomnio, incluyendo información general sobre el problema y sobre las intervenciones efectivas (ver Anexo 11 - información al paciente).
D, √ Para mejorar la adherencia y facilitar una toma de decisiones compartida se han de tener en cuenta las experiencias, preferencias y expectativas del paciente con respecto a las decisiones terapéuticas a tomar.
D, √ Se recomienda favorecer que el paciente adquiera cierto grado de motivación para llevar a cabo las recomendaciones clínicas del profesional sanitario respecto a la higiene del sueño, control de estímulos, restricción del tiempo en cama y relajación.
D, √ Hay que trasmitir al paciente las barreras que pueden presentarse y el esfuerzo que supone el cumplimiento de ciertas intervenciones psicológicas, en relación con la adopción de nuevos patrones de comportamiento (mantener los mismos horarios de sueño todos los días, levantarse de la cama hasta que se vuelva a tener sueño y eliminar determinados hábitos-tabaco y alcohol).
arriba

Bibliografía del apartado 08


  1. 193. Sabaté, E. Adherencia a los tratamientos a largo plazo: Pruebas para la acción. [monografía en Intentet]. Organización Mundial de la Salud/OMS, 2004; (traducción de la OPS), 2009[acceso 17-7-2009]; Disponible en:Disponible en: http://amro.who.int/Spanish/AD/DPC/NC/nc-adherencia.htm Abre nueva ventana
  2. 194. Vincent NK, Hameed H. Relation between adherence and outcome in the group treatment of insomnia. Behav Sleep Med. 2003; 1:125-139.
  3. 195. Bouchard S, Bastien C, Morin CM. Self-efficacy and adherence to cognitive-behavioral treatment of insomnia. Behav Sleep Med. 2003; 1:187-199.
  4. 196. Vincent N, Lewycky S, Finnegan H. Barriers to engagement in sleep restriction and stimulus control in chronic insomnia. J Consult Clin Psychol. 2008; 76:820-828.
  5. 197. Riedel BW, Lichstein KL. Strategies for evaluating adherence to sleep restriction treatment for insomnia. Behav Res Ther. 2001; 39:201-212.

Última actualización: mayo de 2010

Ministerio de Ciencia e InnovaciónLogo del Ministerio de Sanidad y Política SocialLogo del Plan de Calidad del Sistema Nacional de SaludLogo de Agencia Laín Entralgo

Copyright | Ayuda | Mapa