Guía de Práctica Clínica sobre Tratamiento de Cáncer de Próstata.

V. resumida | Info pacientes | Consulta rápida

  1. Introducción
  2. Alcance y objetivos
  3. Metodología de la guía
  4. Clasificación del cáncer de próstata
  5. Cáncer de próstata localizado
  6. Cáncer de próstata localmente avanzado
  7. Cáncer de próstata en progresión bioquímica
  8. Cáncer de próstata diseminado
  9. Difusión e Implementación
  10. Recomendaciones de investigación futura
  11. Anexos
  12. Bibliografía
  13. Listado completo de tablas y figuras

Abre nueva ventana: Apartado 06 en versión pdf Descargar GPC Cáncer de Próstata (1,97 Mb)

6. Cáncer de próstata localmente avanzado

Desde el punto de vista anatomopatológico, el paciente con cáncer de próstata localmente avanzado es aquel en el que se comprueba la presencia de un adenocarcinoma de próstata con invasión extracapsular (pT3a) o de vesículas seminales (pT3b), sin invasión linfática (N0) y sin metástasis (M0).

El paciente con cáncer de próstata en estadio clínico localmente avanzado se corresponde con un estadio cT3, N0–Nx, M0–Mx.


6.1. Elección del tratamiento inicial

Pregunta para responder:

  • ¿Cuál es la opción más eficaz y segura de tratamiento para un paciente con cáncer de próstata en estadio clínico localmente avanzado?

Cuando se plantea el tratamiento de los pacientes con cáncer de próstata localmente avanzado se pueden plantear las siguientes opciones4:

  1. Tratamiento local: radioterapia o prostatectomía
  2. Observación del paciente (esperar y ver)
  3. Combinación de tratamiento local (radioterapia o prostatectomía) y hormonoterapia
  4. Hormonoterapia de forma exclusiva
  5. Otros tratamientos experimentales: crioterapia o HIFU

6.1.1. Prostatectomía vs. otros tratamientos

Prostatectomía vs. esperar y ver

No se han localizado estudios que comparen la prostatectomía con esperar y ver (watchful waiting) en pacientes con cáncer de próstata localmente avanzado.

Prostatectomía vs. radioterapia

No se han localizado estudios que comparen prostatectomía con radioterapia en pacientes con cáncer de próstata localmente avanzado; pero, con relación a estos pacientes, se sabe lo siguiente:

– Con la prostatectomía, por la propia definición de lo que es un cáncer localmente avanzado, existe la probabilidad de que no se elimine completamente el tumor. El efecto adverso más importante de este tratamiento es la incontinencia urinaria, que altera mucho la calidad de vida de los operados (en pacientes con cáncer de próstata localizado129, el riesgo de incontinencia es 14–16%).
– La radioterapia tiene resultados similares de eficacia a los de la prostatectomía, pero mayor seguridad. Los efectos secundarios más importantes con este tratamiento son rectales (en cáncer de próstata localizado129, en el que se utilizan dosis menores, el riesgo de tenesmo es un 35% y de hemorroides dolorosas, 16%).


Estudio de cohortes (2+)

 

 

6.1.2. IMRT vs. RT conformada tridimensional

La revisión sistemática de la Axencia de Avaliación de Tecnoloxías Sanitarias de Galicia, avalia-t136, pretende analizar la efectividad y seguridad del tratamiento con radioterapia de intensidad modulada (IMRT), que es una variante técnica (más avanzada) de la radioterapia conformada tridimensional, en pacientes con cáncer de próstata localizado y localmente avanzado (T1–T3). Concluye que la evidencia científica sobre la efectividad y seguridad de la IMRT frente a la radioterapia conformada es escasa y de baja calidad, y que los estudios que han trabajado con la IMRT no han encontrado diferencias estadísticamente significativas en el control de la enfermedad o la supervivencia de los pacientes con cáncer de próstata localmente avanzado al compararla con la 3D-CRT a dosis equivalentes. En cuanto a la seguridad, la revisión concluye que la IMRT presenta menor toxicidad rectal tardía y sexual al compararla con la 3D-CRT en los pacientes con cáncer de próstata localizado.


RS distintos tipos de estudio (2-)

 

 

6.1.3. Tratamiento hormonal neoadyuvante/adyuvante

Kumar et al.171 comparan la efectividad y los efectos adversos de la terapia hormonal añadida al tratamiento local (prostatectomía radical o radioterapia) vs. tratamiento local en pacientes con cáncer de próstata localizado y localmente avanzado (en ocasiones sin separar ambos grupos).

HT + WW vs. WW

En el estudio de McLeod et al.172, al comparar HT (con bicalutamida 150 mg/día) añadida al WW vs. WW en pacientes con cáncer de próstata en estadio clínico localmente avanzado, la bicalutamida obtuvo mejores resultados en la supervivencia libre de progresión bioquímica (HR = 0,60; [IC 95%: 0,49–0,73]; p <0,001), además de presentar una tendencia a mejorar la supervivencia global (HR = 0,81; [IC 95%: 0,66–1,01]; p = 0,06).

HT + RT vs. RT
HT neoadyuvante + RT vs. RT
ECA (1+)

 

 

Los estudios analizados por Kumar et al.171 que comparan RT + HT neoadyuvante vs. RT en el tratamiento del cáncer de próstata localmente avanzado, ofrecen los siguientes resultados relevantes:
– Con respecto a la supervivencia global a los 8 años, no se encontraron mejores resultados con la HT neoadyuvante para el global de pacientes, aunque sí se apreció mejoría en los que presentaban tumores con puntuación de Gleason de 2 a 6 (70% vs. 52%; p = 0,015).
– Para la supervivencia libre de enfermedad a 5 años, se encontró un HR (hazard ratio) estadísticamente significativo (0,65; [IC 95%: 0,52–0,80]; p = 0,0001)177. A los 8 años, el porcentaje de pacientes libres de enfermedad fue mayor en el grupo de tratamiento neoadyuvante (33% vs. 21%, p <0,004)178.
– Para la supervivencia libre de enfermedad bioquímica, se obtuvo un OR agrupado muy significativo a favor del la HT neoadyuvante (1,93; [IC 95%: 1,45–2,56]) con heterogeneidad entre los estudios.

RS de ECA(1+)

 

 

La revisión sistemática de Jereczek-Fossa et al.156 pretende revisar el tratamiento con radioterapia para el cáncer de próstata no metastásico. Encuentra que la adición de tratamiento hormonal neoadyuvante a la radioterapia incrementa la supervivencia libre de enfermedad en pacientes T1–T4 con una OR = 1,64 [IC95%: 1,12–2,4]. En estos estudios, la duración habitual del tratamiento hormonal es variable; en la mayoría de los casos, en torno a los 3 meses.

RS distintos tipos de estudio (1+)

 

 

HT adyuvante + RT vs. RT

Los estudios identificados por la revisión de Kumar171 que abordaron la adyuvancia hormonal con la radioterapia mostraron los siguientes resultados:

 

 

Cuando se utilizan análogos LHRH como adyuvante, mejoran los resultados de forma significativa con respecto a la supervivencia global, la supervivencia libre de enfermedad, el riesgo de metástasis a distancia y la supervivencia libre de progresión bioquímica a 5 y 9 años179, 180. Con respecto al fallo locorregional, se han demostrado mejores resultados a los 5 años179. Para la supervivencia cáncer-específica, hay mejoría significativa con el tratamiento combinado a 5 años179 pero no a los 12 años180.

La hormonoterapia adyuvante con bicalutamida, con una mediana de seguimiento de 7,4 años demostró mejores resultados para el tratamiento combinado con respecto a la supervivencia global y la supervivencia libre de enfermedad181.

RS distintos tipos de estudio (1+)

 

 

La revisión sistemática de Sharifi et al.182 encuentra que en pacientes con cáncer de próstata localmente avanzado, la deprivación androgénica adyuvante a la radioterapia mejora la supervivencia global a los 5 años (en dos estudios distintos) y a los 10 años (53% vs. 38%; p <0,004) de forma estadísticamente significativa.

RS distintos tipos de estudio (1+)

 

 

En los estudios sobre la adyuvancia hormonal tras radioterapia que se presentan por la revisión sistemática de Jereczek-Fossa et al.156, la duración habitual del tratamiento hormonal adyuvante en pacientes con cáncer de próstata localmente avanzado es de 2–3 años.


RS distintos tipos de estudio (2+)

 

 

HT + prostatectomía vs. prostatectomía
HT neoadyuvante + prostatectomía vs. prostatectomía

Los artículos incluidos en la revisión de Kumar et al.171 que comparaban estos tratamientos incluían pacientes T1–T3 N0 M0, pero los pacientes presentaban predominantemente enfermedad T1 y T2 y no se mostraban los resultados de forma separada, por lo que no pueden utilizarse para sacar conclusiones sobre los pacientes con cáncer de próstata localmente avanzado.

HT adyuvante + prostatectomía vs. prostatectomía

El único artículo de la revisión de Kumar et al.171 que analiza pacientes con cáncer de próstata localmente avanzado (McLeod et al.172), incluye pacientes T1–T4 Nx, en los que se compara la administración de bicalutamida (150 mg/día) adyuvante al tratamiento local (prostatectomía o RT) o esperar y ver (WW) vs. tratamiento local o WW. En este estudio, para pacientes con cáncer de próstata en estadio clínico localmente avanzado, al comparar bicalutamida con prostatectomía vs. prostatectomía, la bicalutamida obtuvo mejores resultados en la supervivencia libre de progresión bioquímica (HR = 0,75; [IC 95%: 0,61–0,91]; p = 0,004), pero no encontraron diferencias estadísticamente significativas en la supervivencia global con un seguimiento máximo de 10 años (HR = 1,09; [IC 95%: 0,85–1,39]; p = 0,51).

ECA (1+)

La revisión sistemática de Sharifi et al.182, pretende analizar los riesgos y beneficios de la deprivación androgénica en el cáncer de próstata localmente avanzado y en el cáncer de próstata localizado de alto riesgo. Encuentra que, en pacientes con cáncer de próstata en estadio clínico localmente avanzado y sometidos a prostatectomía en la que se detecta afectación ganglionar, la deprivación androgénica adyuvante mejora la supervivencia global a 10 años (72,4% vs. 49%; p = 0,025).


RS distintos tipos de estudio (1+)

 

 

Prostatectomía + HT vs. RT + HT

El estudio de Akakura et al.183 es un ensayo clínico aleatorio que pretende identificar la eficacia y seguridad de la prostatectomía + HT neoadyuvante y adyuvante vs. RT + HT neoadyuvante y adyuvante en 95 pacientes con cáncer de próstata cT2b–T3 N0 M0. El 37% (17/46) de los pacientes operados y el 27% (13/49) de los que recibieron radioterapia en este estudio son casos clínicamente localizados (T2b), y no se ofrecen los resultados de forma separada con los localmente avanzados. Encuentran que en pacientes con cáncer de próstata cT2b–cT3 N0 M0, los pacientes que reciben prostatectomía + HT presentan resultados equivalentes a largo plazo (10 años) al compararlos con los que reciben RT + HT.


ECA (1-)
Toxicidad de la HT

En la revisión de Kumar et al.171 se encuentra que hay más eventos adversos (sofocos, diarrea, astenias, ginecomastia) en los grupos que reciben tratamiento local y hormonal que en los pacientes que solamente reciben tratamientos locales.

RS de ECA (1+)

 

 

Green et al.184, abordan de manera destacada la calidad de vida de los pacientes tratados por cáncer de próstata no localizado, en los que se pone de manifiesto una afectación de la función sexual durante el tratamiento hormonal. Se trata de población anciana o de edad avanzada y con niveles medios-bajos de función sexual previa.


ECA (1+)

 

 

6.1.4. Hormonoterapia de forma exclusiva

No se han localizado estudios que comparen la utilización de hormonoterapia de forma exclusiva con tratamientos locales en pacientes con cáncer de próstata localmente avanzado.

6.1.5. Tratamientos experimentales

No se han identificado estudios que valoren la utilidad del docetaxel administrado de forma concomitante o adyuvante a la radioterapia tras tratamiento local.

El National Institute for Health and Clinical Excellence (NICE), del Reino Unido, ha realizado dos revisiones sistemáticas que abordan la utilización de la crioterapia186 y los HIFU140 como intervenciones primarias para el cáncer de próstata no metastásico. Concluyen que la evidencia científica disponible sobre estos tratamientos para el cáncer de próstata localmente avanzado es escasa y de baja calidad.

RS distintos tipos de estudio (1+)

 

 

La revisión sistemática de Shelley et al.141 compara la eficacia y los efectos adversos de la crioterapia con los de otros tratamientos primarios (prostatectomía radical, radioterapia y observación) para el manejo de pacientes con cáncer de próstata T1–T3. Sólo encuentra un estudio comparativo, y en él no se muestran los resultados de forma separada para el cáncer de próstata localmente avanzado. También concluyen que se trata de un procedimiento experimental y, por lo tanto, no es de primera elección.

RS distintos tipos de estudio (2-)

 

 

En resumen, diferentes revisiones sistemáticas bien realizadas140,141,186 no han conseguido identificar literatura científica de buena calidad que permita apoyar los HIFU o la crioterapia como primera línea de tratamiento en pacientes con cáncer de próstata localmente avanzado, lo que nos lleva a la conclusión de que no existe suficiente evidencia al respecto.


Resumen de la evidencia

No se han localizado estudios que comparen la prostatectomía con esperar y ver (watchful waiting, WW) en pacientes con cáncer de próstata en estadio clínico localmente avanzado.
No se han localizado estudios que comparen la prostatectomía con la radioterapia en pacientes con cáncer de próstata en estadio clínico localmente avanzado.
2+ Con la prostatectomía existe la probabilidad de que no se elimine completamente el tumor. El efecto adverso más importante de este tratamiento es la incontinencia urinaria129.
2+ En pacientes con cáncer de próstata clínicamente localizado, la RT tiene resultados similares de eficacia a los de la prostatectomía pero mayor seguridad. El efecto adverso más importante de este tratamiento es la toxicidad rectal129.
2- No existen diferencias estadísticamente significativas entre la radioterapia de intensidad modulada (IMRT) y la radioterapia conformada con respecto a la eficacia a dosis equivalentes. La IMRT presenta menor toxicidad rectal tardía y sexual que la RT conformada136.
1+ Al comparar HT (con bicalutamida 150 mg/día) añadida al WW vs. WW en pacientes con cáncer de próstata en estadio clínico localmente avanzado, se obtienen mejores resultados al añadir bicalutamida para la supervivencia libre de progresión bioquímica (SLPB), además de presentar una tendencia a mejorar la supervivencia global172.
1+ La adición de HT neoadyuvante al tratamiento con radioterapia en pacientes con cáncer de próstata en estadio clínico localmente avanzado puede mejorar los resultados de supervivencia libre de progresión bioquímica, de supervivencia libre de enfermedad, y de supervivencia global a 8 años en pacientes con Gleason 2-6156, 171.
1+ La duración habitual de la HT neoadyuvante en pacientes con cáncer de próstata en estadio clínico localmente avanzado está en torno a los 3 meses156.
1+ Cuando se utilizan análogos LHRH como adyuvante, mejoran los resultados de forma significativa con respecto a la supervivencia global, la supervivencia libre de enfermedad, el riesgo de metástasis a distancia y la supervivencia libre de progresión bioquímica a 5 y 9 años179,180. Con respecto al fallo loco-regional, se han demostrado mejores resultados a los 5 años179. Para la supervivencia cáncerespecífica, hay mejoría significativa con el tratamiento combinado a 5 años179 pero no a los 12 años180.
1+ La hormonoterapia adyuvante con bicalutamida con una mediana de seguimiento de 7,4 años demostró mejores resultados para el tratamiento combinado con respecto a la supervivencia global y la supervivencia libre de enfermedad181.
1+ En pacientes con cáncer de próstata en estadio clínico localmente avanzado, la adición de HT adyuvante a la radioterapia (con deprivación androgénica) mejora la supervivencia global182.
2+ La duración habitual de la HT adyuvante en pacientes con cáncer de próstata en estadio clínico localmente avanzado es de 2–3 años156.
No se han localizado estudios que comparen HT neoadyuvante + prostatectomía vs. prostatectomía en pacientes con cáncer de próstata en estadio clínico localmente avanzado.
1+ En pacientes con cáncer de próstata en estadio clínico localmente avanzado que recibieron radioterapia, la adición de HT adyuvante (con bicalutamida 150 mg/ día) mejoró la supervivencia libre de progresión bioquímica pero no la supervivencia global172.
1+ En pacientes con cáncer de próstata en estadio clínico localmente avanzado y sometidos a prostatectomía en la que se detecta afectación ganglionar, la deprivación androgénica adyuvante mejoró la supervivencia global a 10 años182.
1- La HT adyuvante/ neoadyuvante a la prostatectomía muestra resultados equivalentes a 10 años al compararla con HT adyuvante/neoadyuvante a la RT en pacientes con cáncer de próstata cT2b–cT3183.
1+ Hay más eventos adversos (sofocos, diarrea, astenias, ginecomastia) en los pacientes con cáncer de próstata que reciben tratamiento local y hormonal que en los que solamente reciben tratamientos locales171.
1+ El tratamiento hormonal afecta la función sexual durante el tratamiento hormonal en pacientes con cáncer de próstata en estadio clínico localmente avanzado. Son pacientes ancianos o de edad avanzada y con niveles medios-bajos de función sexual previa184.
1+ No se han localizado estudios que comparen la utilización de hormonoterapia de forma exclusiva con tratamientos locales en pacientes con cáncer de próstata en estadio clínico localmente avanzado 140,141,186.
1+ No existe evidencia que permitan apoyar los ultrasonidos focalizados de alta intensidad (HIFU) o la crioterapia como primera línea de tratamiento en pacientes con cáncer de próstata en estadio clínico localmente avanzado 140,141,186.

Recomendaciones

En los pacientes con cáncer de próstata en estadio clínico localmente avanzado con expectativa de vida superior a 10 años, se recomienda el tratamiento con radioterapia externa conformada tridimensional o radioterapia externa conformada + braquiterapia.
D En los pacientes con cáncer de próstata en estadio clínico localmente avanzado que requieran tratamiento radioterápico, la radioterapia conformada tridimensional es una alternativa en los centros en los que la IMRT (radioterapia de intensidad modulada) no esté disponible.
En los pacientes con cáncer de próstata en estadio clínico localmente avanzado con expectativa de vida superior a 10 años y bajo riesgo de afectación ganglionar (cT3a + Gleason <8 + PSA <20 ng/ml) podría considerarse el tratamiento con prostatectomía radical.
En pacientes con cáncer de próstata en estadio clínico localmente avanzado con expectativa de vida inferior a 10 años, esperar y ver u hormonoterapia pueden ser alternativas terapéuticas.
A Debe administrarse neoadyuvancia hormonal a aquellos pacientes con cáncer de próstata en estadio clínico localmente avanzado a los que se les indique tratamiento radioterápico.
C La duración habitual del tratamiento hormonal neoadyuvante a la radioterapia en pacientes con cáncer de próstata en estadio clínico localmente avanzado será de 3 meses.
A Se recomienda la adyuvancia hormonal a la radioterapia en pacientes con cáncer de próstata en estadio clínico localmente avanzado.
D La duración habitual de la adyuvancia hormonal tras radioterapia en pacientes con cáncer de próstata en estadio clínico localmente avanzado es de 2–3 años.
B No se recomienda la neoadyuvancia hormonal en pacientes con cáncer de próstata en estadio clínico localmente avanzado a los que se va a someter a prostatectomía radical.
B No se recomienda el tratamiento hormonal adyuvante a la prostatectomía en pacientes con cáncer de próstata en estadio clínico localmente avanzado, excepto si se demuestra diseminación ganglionar.
A En los pacientes con cáncer de próstata en estadio clínico localmente avanzado, la crioterapia primaria y los ultrasonidos focalizados de alta intensidad son técnicas experimentales.
A RECOMENDACIÓN DE INVESTIGACIÓN:
Se deberían poner en marcha ensayos randomizados que comparen la crioterapia y los ultrasonidos focalizados de alta intensidad con los tratamientos estándar en los pacientes con cáncer de próstata en estadio clínico localmente avanzado.
RECOMENDACIÓN DE INVESTIGACIÓN:
Se deberían poner en marcha ensayos randomizados que valoren la utilidad del docetaxel administrado de forma concomitante o adyuvante a la radioterapia tras tratamiento local.
arriba

6.2. Radioterapia adyuvante

Pregunta para responder p:

  • En el paciente sometido a prostatectomía radical en el que se demuestra cáncer de próstata localmente avanzado y/o márgenes quirúrgicos microscópicos positivos, ¿instaurar un tratamiento adyuvante (radioterapia) es más eficaz y seguro que no instaurarlo?

El objetivo de la prostatectomía radical es eliminar completamente el tumor4,17,148. Los pacientes con cáncer de próstata localmente avanzado tienen mayor riesgo de márgenes quirúrgicos positivos (33,5–66%), metástasis ganglionares y/o recidiva a distancia que los clínicamente localizados4. El hallazgo de márgenes quirúrgicos positivos en pacientes prostatectomizados se asocia con tasas más altas de progresión bioquímica, local y sistémica148.

El ensayo clínico aleatorio de Bolla et al.187,188 incluye pacientes en estadio clínico localizado o localmente avanzado, con márgenes quirúrgicos positivos o estadio patológico pT3 tras prostatectomía radical, comparando los resultados en los pacientes tratados con RT posquirúrgica (adyuvante) con los que reciben RT a la progresión bioquímica o clínica. Los resultados a 5 años fueron significativamente mejores en el grupo que recibió RT posquirúrgica para la supervivencia libre de progresión bioquímica (74,0% vs. 52,6%; p <0,0001), la supervivencia libre de progresión clínica (p = 0,0009) y la tasa de fallo locorregional (p <0,0001). Los efectos adversos de grado 2 ó 3 fueron significativamente más frecuentes en el grupo de RT posquirúrgica (p = 0,0005), pero no hubo diferencias significativas para la toxicidad severa (p = 0,0726), que además apareció en un pequeño porcentaje de pacientes (2,6% vs. 4,2%).

ECA (1+)

 

 

En la revisión sistemática de Nilsson et al.126 sobre los efectos de la radioterapia para el cáncer de próstata, se encuentra que la radioterapia externa posquirúrgica (adyuvante) en pacientes pT3 prolonga más la supervivencia libre de progresión bioquímica y la supervivencia libre de enfermedad a largo plazo, al compararla con la RT de rescate (a la progresión bioquímica o clínica). Estos resultados se repiten en varios estudios.

RS distintos tipos de estudio (1-)

 

 

La revisión de Lennernas et al.189 evalúa las posibles ventajas de añadir radioterapia adyuvante (>65 Gy) en pacientes con cáncer de próstata pT3–T4 a los que se ha realizado prostatectomía radical. Encuentran que la radioterapia posquirúrgica mejora el control local de la enfermedad en los pacientes con márgenes quirúrgicos positivos o con recidiva local (especialmente en tumores de pequeño tamaño o PSA <1–2 ng/ml) o con múltiples márgenes positivos. En estos pacientes, la probabilidad de recidiva local tras 5 años si se les aplica RT adyuvante es 0–23%; sin RT adyuvante, la probabilidad es 17–30%. No parece existir evidencia de que se mejore la supervivencia global. Por otra parte, se incrementan los efectos adversos al utilizar RT adyuvante.

RS distintos tipos de estudio (2-)

 

 

En el estudio de MacDonald et al.190, que analiza pacientes con cáncer de próstata tratados con prostatectomía radical y que tiene un seguimiento de 5 años, se describe que la supervivencia global y la supervivencia libre de metástasis son mejores cuando se realiza RT a la recidiva bioquímica comparado con la RT a la recidiva local palpable (p = 0,02; p = 0,05), aunque no se encuentran diferencias para la supervivencia libre de progresión bioquímica (p = 0,1).


Serie de casos (3)

Resumen de la evidencia

1–/1+
1+/2-
En pacientes con cáncer de próstata en estadio clínico localizado o localmente avanzado y en alto riesgo de progresión de la enfermedad tras prostatectomía radical retropúbica, si se les administra radioterapia posquirúrgica (dosis sobre próstata >65 Gy), se obtienen mejores resultados que en los que reciben radioterapia a la progresión clínica, para la supervivencia libre de progresión bioquímica, la supervivencia libre de progresión clínica y el control local de la enfermedad, sin aumentar de forma significativa el riesgo de efectos adversos graves. No parece existir evidencia de que mejore la supervivencia global126,187,-189.
3 En pacientes con cáncer de próstata tratados con prostatectomía radical, la supervivencia global y la supervivencia libre de metástasis a 5 años son mejores cuando se aplica radioterapia a la recidiva bioquímica que cuando se administra a la recidiva local palpable, aunque no se encuentran diferencias para la supervivencia libre de progresión bioquímica190.

Recomendaciones

En pacientes con cáncer de próstata localmente avanzado y/o con márgenes quirúrgicos microscópicos positivos tras prostatectomía radical, no se recomienda la radioterapia adyuvante de manera sistemática.
arriba

6.3. Linfadenectomía

Pregunta para responder:

  • En el paciente con cáncer de próstata en estadio clínico localmente avanzado en el que está indicada la cirugía, ¿la realización de linfadenectomía aumenta las tasas de curación de la enfermedad? En caso de realizarse, ¿qué es mejor, linfadenectomía extendida o linfadenectomía limitada?

La realización de linfadenectomía pélvica en pacientes con cáncer de próstata en estadio clínico localmente avanzado que reciben prostatectomía se ha justificado con los mismos objetivos que en el cáncer de próstata clínicamente localizado151,191: eliminación de metástasis ganglionares microscópicas e identificación más precisa de pacientes con ganglios linfáticos positivos.

No se han localizado estudios que respondan directamente a la necesidad de realización de linfadenectomía en pacientes con cáncer de próstata localmente avanzado.

El estudio de Bader et al.151 incluye pacientes con cáncer de próstata clínicamente localizado sometidos a prostatectomía, que compara los resultados obtenidos al realizar o no linfadenectomía. Incluye pacientes con estadios patológicos T1–T3 (56% son pT1–T2; 43% son pT3; 1% son pT4) y no separa los resultados. La existencia de ganglios linfáticos positivos se asocia de forma estadísticamente significativa con mayor riesgo de progresión, menor supervivencia cáncer específica (74% a los 5 años) y mayor probabilidad de recaída. Encuentra que algunos pacientes con metástasis mínimas se mantienen libres de recaída de la enfermedad 10 años después de la prostatectomía. Resulta más probable encontrar ganglios linfáticos positivos en pacientes con cáncer de próstata en estadios pT3 que en estadios pT1–T2 (39% vs. 13%).

Estudio de cohortes (2-)

 

 

El estudio retrospectivo de Allaf et al.150 incluyó pacientes con cáncer de próstata clínicamente localizado, y compara linfadenectomía extendida (n = 2.135) vs. limitada (n = 1.865), cada técnica realizada por un cirujano. No se encontraron diferencias estadísticamente significativas en los resultados de supervivencia libre de progresión bioquímica a los 5 años (tiempo de seguimiento corto). En los pacientes con ganglios linfáticos positivos, aunque hubo una tendencia a mejores resultados de supervivencia para la disección extendida (p = 0,07), tampoco se encontraron diferencias para la supervivencia libre de progresión bioquímica.

Además, la linfadenectomía extendida permitió detectar más pacientes con afectación ganglionar (p <0,0001) y más ganglios linfáticos positivos (media 14,7 vs. 12,4; p = 0,15) que la limitada.

Estudio de cohortes (2-)

 

 

La revisión sistemática de Sharifi et al.182, pretende analizar los riesgos y beneficios de la deprivación androgénica en el cáncer de próstata localmente avanzado y en el localizado de alto riesgo. Encuentra que en pacientes con cáncer de próstata localmente avanzado y sometidos a prostatectomía en la que se detecta afectación ganglionar, la deprivación androgénica adyuvante mejora la supervivencia global a 10 años (72,4% vs. 49%; p = 0,025).

RS distintos tipos de estudio (1+)

 

 

El estudio de Clark et al.152 comparaba linfadenectomía extendida vs. limitada en 123 pacientes con cáncer de próstata clínicamente localizado. En este estudio, el mismo paciente recibía una linfadenectomía (LNF) extendida en un lado y LNF limitada en el otro lado. No se encontraron diferencias estadísticamente significativas entre ambos grupos con respecto a las complicaciones quirúrgicas unilaterales.


ECA (1+)

 

 

Resumen de la evidencia

2- La existencia de ganglios linfáticos positivos se asocia con mayor riesgo de progresión, menor supervivencia cáncer específica y mayor probabilidad de recaída151.
2- En pacientes con cáncer de próstata clínicamente localizado, al comparar linfadenectomía extendida vs. limitada, no se encontraron diferencias en la supervivencia libre de progresión bioquímica a los 5 años, ni siquiera en los que tenían ganglios linfáticos positivos, aunque en este subgrupo hubo una tendencia a mejores resultados de supervivencia con la disección extendida (p = 0,07)150.
2- En pacientes con cáncer de próstata clínicamente localizado la linfadenectomía extendida permitió detectar más pacientes con afectación ganglionar y más ganglios linfáticos positivos que la limitada150.
1+ En pacientes con cáncer de próstata de alto riesgo (cT2c–T3 o PSA >20 ng/ml o Gleason >7), sometidos a prostatectomía radical en la que se detecta afectación ganglionar, la deprivación androgénica adyuvante mejora la supervivencia global a los 10 años182.
1+ En pacientes con cáncer de próstata clínicamente localizado no existen diferencias en las complicaciones quirúrgicas unilaterales al comparar linfadenectomía extendida vs. limitada152.

Recomendaciones

A La linfadenectomía estaría indicada en pacientes con cáncer de próstata en estadio clínico localmente avanzado y sometidos a prostatectomía radical, como estadificación y posterior valoración de tratamiento adyuvante.
En el paciente con cáncer de próstata en estadio clínico localmente avanzado al que se indique cirugía radical, la realización de linfadenectomía extendida podría tener interés terapéutico.
arriba

6.4. Hormonoterapia adyuvante/neoadyuvante

Pregunta para responder:

  • En el paciente con cáncer de próstata localmente avanzado sometido a tratamiento local (como radioterapia o cirugía) asociado a hormonoterapia, ¿qué forma de tratamiento hormonal es más eficaz y segura: monoterapia con antiandrógenos, monoterapia con agonistas LHRH o bloqueo androgénico completo?

La hormonoterapia induce la apoptosis de las células prostáticas4,171. El tratamiento hormonal del cáncer de próstata puede instaurarse con distintos fármacos4: agonistas de la LHRH, hormona liberadora de gonadotropina (lo que se denomina “castración química”), antiandrógenos, o una combinación de ambos (bloqueo androgénico completo).

No se han identificado estudios con un diseño lo suficientemente sólido como para poder determinar qué tipo de intervención hormonal (monoterapia con antiandrógenos, monoterapia con agonistas LHRH o bloqueo androgénico completo) es más eficaz y seguro.

Resumen de la evidencia

No se han identificado estudios con un diseño lo suficientemente robusto para poder determinar qué tipo de intervención hormonal es más eficaz (antiandrógenos o agonistas LHRH o bloqueo androgénico completo) en pacientes con cáncer de próstata en estadio clínico localmente avanzado.

Recomendaciones

No se puede determinar el tratamiento hormonal idóneo (monoterapia con antiandrógenos, monoterapia con agonistas LHRH o bloqueo androgénico completo) para el paciente con cáncer de próstata en estadio clínico localmente avanzado al que se plantea añadir hormonoterapia.
RECOMENDACIÓN DE INVESTIGACIÓN:
Sería necesario poner en marcha ensayos randomizados que permitan determinar el tratamiento hormonal idóneo (monoterapia con antiandrógenos, monoterapia con agonistas LHRH o bloqueo androgénico completo) en los pacientes con cáncer de próstata en estadio clínico localmente avanzado.

Notas

p En el apartado 5.4 Símbolo bandera roja para indicar correcciones con respecto al html original se contesta a una pregunta sobre el volumen, dosis y fraccionamiento de radioterapia a utilizar en el paciente con cáncer de próstata localizado o localmente avanzado.


arriba

Bibliografía del apartado 06

 

 

  1. 1. Granado de la Orden S, Saá Requejo C, Quintás Viqueira A. Situación epidemiológica del cáncer de próstata en España. Actas Urol Esp. 2006;30(6):574-82.
  2. 2. Ministerio de Sanidad y Consumo. La situación del Cáncer en España. 2005.
  3. 3. Parkin DM, Bray FI, Devesa SS. Cancer burden in the year 2000. The global picture. Eur J Cancer. 2001;37 Suppl 8:S4-66.
  4. 4. European Association of Urology, Aus G, Abbou CC, Bolla M, Heidenreich A, Van Poppel H., et al. EAU Guidelines on Prostate Cancer. 2007.
  5. 5. Verdecchia A, Micheli A, Colonna M, Moreno V, Izarzugaza MI, Paci E. A comparative analysis of cancer prevalence in cancer registry areas of France, Italy and Spain. Ann Oncol. 2002;13(7):1128-39.
  6. 6. Black RJ, Bray F, Ferlay J, Parkin DM. Cancer incidence and mortality in the European Union: cancer registry data and estimates of national incidence for 1990. Eur J Cancer. 1997;33(7):1075-107.
  7. 17. National Institute for Health and Clinical Excellence (NICE). Clinical Guideline. Prostate
    Cancer: diagnosis and treatment. Evidence review. 2008 Feb.
  8. 126. Nilsson S, Norlen BJ, Widmark A. A systematic overview of radiation therapy effects in prostate cancer. Acta Oncol. 2004;43(4):316-81.
  9. 129. Potosky AL, Davis WW, Hoffman RM, Stanford JL, Stephenson RA, Penson DF, et al. Fiveyear outcomes after prostatectomy or radiotherapy for prostate cancer: the prostate cancer outcomes study. J Natl Cancer Inst. 2004;96(18):1358-67.
  10. 136. Maceira Rozas, García Caeiro, Rey Liste, Castro Bernárdez. Radioterapia de intensidad modulada. Santiago de Compostela: Servicio Galego de Saúde. Axencia de Avaliación de Tecnoloxías Sanitarias de Galicia, avalia-t; 2005. Serie Avaliación de Tecnoloxías. Investigación avaliativa; IA2005/01.
  11. 140. National Institute for Health and Clinical Excellence (NICE). Interventional procedure overview of high intensity focused ultrasound (HIFU) for prostate cancer.
  12. 141. Shelley M, Wilt T, Coles B, Mason M. Cyrotherapy for localised prostate cancer. Cochrane Database Syst Rev. 2007;(3):CD005010.
  13. 148. Sofer M, Hamilton-Nelson KL, Schlesselman JJ, Soloway MS. Risk of positive margins and biochemical recurrence in relation to nerve-sparing radical prostatectomy. J Clin Oncol. 2002;20(7):1853-8.
  14. 150. Allaf ME, Palapattu GS, Trock BJ, Carter HB, Walsh PC. Anatomical extent of lymph node dissection: impact on men with clinically localized prostate cancer. J Urol. 2004;172(5 Pt 1): 1840-4.
  15. 151. Bader P, Burkhard FC, Markwalder R, Studer UE. Disease progression and survival of patients with positive lymph nodes after radical prostatectomy. Is there a chance of cure? J Urol. 2003;169(3):849-54.
  16. 152. Clark T, Parekh DJ, Cookson MS, Chang SS, Smith ER, Jr., Wells N, et al. Randomized prospective evaluation of extended versus limited lymph node dissection in patients with clinically localized prostate cancer. J Urol. 2003;169(1):145-7.
  17. 156. Jereczek-Fossa BA, Orecchia R. Evidence-based radiation oncology: definitive, adjuvant and salvage radiotherapy for non-metastatic prostate cancer. Radiother Oncol. 2007;84(2):197-215
  18. 171. Kumar S, Shelley M, Harrison C, Coles B, Wilt TJ, Mason MD. Neo-adjuvant and adjuvant hormone therapy for localised and locally advanced prostate cancer. Cochrane Database Syst Rev. 2006;(4):CD006019.
  19. 172. McLeod DG, Iversen P, See WA, Morris T, Armstrong J, Wirth MP. Bicalutamide 150 mg plus standard care vs standar care alone for early prostate cancer. BJU Int. 2005;97(2):247-54.
  20. 178. Pilepich MV, Winter K, John MJ, Mesic JB, Sause W, Rubin P, et al. Phase III radiation therapy oncology group (RTOG) trial 86-10 of androgen deprivation adjuvant to definitive radiotherapy in locally advanced carcinoma of the prostate. Int J Radiat Oncol Biol Phys. 2001;50(5): 1243-52.
  21. 179. Bolla M, Collette L, Blank L, Warde P, Dubois JB, Mirimanoff RO, et al. Long-term results with immediate androgen suppression and external irradiation in patients with locally advan ced prostate cancer (an EORTC study): a phase III randomised trial. Lancet. 2002;360(9327): 103-6.
  22. 180. Pilepich MV, Winter K, Lawton CA, Krisch RE, Wolkov HB, Movsas B, et al. Androgen suppression adjuvant to definitive radiotherapy in prostate carcinoma--long-term results of phase III RTOG 85-31. Int J Radiat Oncol Biol Phys. 2005;61(5):1285-90.
  23. 181. Tyrrell CJ, Payne H, See WA, McLeod DG, Wirth MP, Iversen P, et al. Bicalutamide (‘Casodex’) 150 mg as adjuvant to radiotherapy in patients with localised or locally advanced prostate cancer: results from the randomised Early Prostate Cancer Programme. Radiother Oncol. 2005;76(1):4-10.
  24. 182. SharifiN, Gulley JL, Dahut WL. Androgen deprivation therapy for prostate cancer. JAMA. 2005;294(2):238-44.
  25. 183. Akakura K, Suzuki H, Ichikawa T, Fujimoto H, Maeda O, Usami M, et al. A randomized trial comparing radical prostatectomy plus endocrine therapy versus external beam radiotherapy plus endocrine therapy for locally advanced prostate cancer: results at median follow-up of 102 months. Jpn J Clin Oncol. 2006;36(12):789-93.
  26. 184. Green HJ, Pakenham KI, Headley BC, Yaxley J, Nicol DL, Mactaggart PN, et al. Quality of life compared during pharmacological treatments and clinical monitoring for non-localized prostate cancer: a randomized controlled trial. BJU Int. 2004;93(7):975-9.
  27. 186. National Institute for Health and Clinical Excellence (NICE). Intervencional procedures overview of cryotherapy as a primary treatment for prostate cancer. 2005.
  28. 187. Bolla M, Van PH, Collette L, van CP, Vekemans K, Da PL, et al. Postoperative radiotherapy after radical prostatectomy: a randomised controlled trial (EORTC trial 22911). Lancet. 2005;366(9485):572-8.
  29. 188. Bolla M, Van PH, Collette L. Résultats préliminaires de l’essai EORTC 22911 : prostatectomie radicale suivie ou non de radiothérapie postopératoire dans les cancers de la prostate à haut risque de récidive. Cancer Radiother. 2007;11(6-7):363-9.
  30. 189. Lennernas B, Edgren M, Haggman M, Norlen BJ, Nilsson S. Postoperative radiotherapy after prostatectomy--a review. Scand J Urol Nephrol. 2003;37(1):10-5.
  31. 190. MacDonald OK, Schild SE, Vora S, Andrews PE, Ferrigni RG, Novicki DE, et al. Salvage radiotherapy for men with isolated rising PSA or locally palpable recurrence after radical prostatectomy: do outcomes differ? Urology. 2004;64(4):760-4.
  32. 191. El-Galley RES, Keane TE, Petros JA, Sanders WH, Clarke HS, Cotsonis GA, et al. Evaluation of staging lymphadenectomy in prostate cancer. Urology. 1998;52(4):663-7

 

Última actualización: 27 de noviembre de 2008

Logo del Ministerio de Sanidad y Consumo Logo del Plan de Calidad del Sistema Nacional de SaludInstituto Aragonés de Ciencias de la Salud

 

Copyright | Ayuda | Mapa